¿Problemas de sueño? Sigue estos consejos para dormir bien

Dormir Bien
La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda dormir un mínimo de ocho horas al día pero, ¿es esto posible?, ¿puede cualquier persona aprender a descansar correctamente y dormir durante ocho horas o más?

El ritmo de vida ha cambiado. Los horarios laborales se han alargado y en la mayoría de familias, con hijos o sin ellos, trabajan tanto la madre como el padre. Esto reduce el tiempo viable que se puede dedicar a dormir puesto que al llegar a casa hay muchas tareas y actividades que realizar, sobre todo cuando hay niños en casa. Hacer la cena, preparar la comida del día siguiente, limpiar, planchar, llevar a los niños al parque, hacer los deberes y trabajos con ellos…apenas hay tiempo para descansar o para sentarse a ver la televisión.

Si a la falta de tiempo sumamos los altos niveles de estrés se puede decir que el descanso absoluto brilla por su ausencia. Pero no está todo perdido y desde páginas como Rs7.es lanzan una serie de consejos para aprender a descansar y dormir bien y se pueden leer desde aquí: www.rs7.es/2019/05/28/dormir-bien-para-vivir-mejor. A continuación hacemos un breve resumen sobre los consejos recomendados en este artículo especializado sobre el sueño:

¿Por qué dormir bien es tan importante?

Mucha gente infravalora la importancia de dormir bien y eso es porque no se tienen los conocimientos suficientes sobre los beneficios que reporta al organismo un correcto descanso. Así, debes saber que el sueño puede influir en la creatividad, la pérdida de peso, la atención, el sistema inmune, la memoria, las capacidades físicas y mentales, la reparación de tejidos, el aspecto físico e incluso en la protección del corazón y en la mejora de afecciones como la depresión.

Y es que el sueño influye en la producción de melanina y serotonina, en la lucha contra las toxinas e incluso en las conexiones neuronales. ¿Cómo no va a ser importante un buen descanso?

Es más, dormir mal puede llegar a ser perjudicial para la recuperación muscular en el caso de los deportistas. También influye negativamente en la productividad de trabajadores y estudiantes, así como en el estado general, aumentando la irritabilidad e incluso la depresión. Además, puede influir en temás más graves como el abuso del alcohol, dolores d ecabeza y migrañas, así como en el riesgo de padecer enfermedades del corazón o enfermedades cardiovasculares con un mayor número de posibilidades que en el caso de las personas que mantienen un correcto descanso diario.

Consejos para descansar correctamente

Dicho esto, probablemente ahora estés más preocupado por tus horas de sueño, pero no eres de esas personas que consigue descansar correctamente. ¿Has probado todos los remedios para dormir bien y ninguno te funciona? Quizás puedes poner en práctica los siguientes consejos para comenzar a dormir bien desde hoy mismo.

Para comenzar, no es algo nuevo, pero la alimentación y la actividad deportiva son grandes influyentes del sueño. Practicar ejercicio con regularidad y llevar una dieta sana y equilibrada serán dos factores clave a la hora de conciliar el sueño. Así, por ejemplo, puedes salir a andar o correry realizar cenas ligeras que no incluyan alimentos difíciles de digerir. Se trata de realizar una digestión rápida que no mantenga a tu cuerpo trabajando en exceso mientras duermes.

En cuestión de horarios es muy importante realizar esa cena con suficiente antelación a la hora de irse a la cama. Con dos o tres horas antes de dormir será suficiente. Además, llevar una rutina horaria en cuanto a alimentación, entrenamiento y actividades es fundamental para controlar el trabajo del organismo y adaptarlo a unas horas de sueño determinadas.

En cuanto al entorno, es esencial que la habitación esté correctamente aclimatada, con una temperatura que favorezca el descanso. Siempre es mejor tener frío que calor, así que tenlo en cuenta a la hora de regular la temperatura. Por cierto, la temperatura ideal es de 23-25 grados centígrados.

Otros elementos importantes para favorecer el descanso son la almohada, el colchón e incluso el pijama. Deben ser transpirables y adaptarse correctamente a tu columna vertebral y cervicales para no sufrir dolores y lesiones. En cuanto al pijama, lo mejor es que sea tejido 100% de algodón, pero mejor todavía es dormir completamente desnudos. Sí, tal como lo lees, es la recomendación de los expertos para un correcto descanso.

Por último, y no menos importante, es necesario controlar las últimas actividades que se realizan antes de ir a dormir. Leer, escuchar música relajante y evitar cualquier actividad que te genere estrés o preocupaciones es primordial. Además, evitar el tabaco y el alcohol son dos medidas casi obligadas para todas aquellas personas que tienen problemas de sueño.

Añadir comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies