El perro que disfrutaba demasiado de las piscinas

Una de las principales diferencias entre perros y gatos es que mientras que a los segundos no les guste demasiado el agua, a los perros sí que les encanta darse un buen chapuzón, sobre todo, si es en verano y necesitan refrescarse.

Es el caso de este divertido perrito y sus intermitentes baños veraniegos. ¡No te lo puedes perder!

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR